Conisas de escayola

 

Las cornisas de escayola se han situado como una de las mejores soluciones a nivel decorativo, siendo muy fáciles de instalar, adaptándose a todo tipo de espacios y estilos, y estando disponible en una amplia variedad de diseños. 

    PRESUPUESTO RÁPIDO

    Una cornisa de escayola es un elemento decorativo compuesto por una combinación de escayola y fibra, que se utiliza principalmente en las paredes y techos, ya sea para cubrir el hueco existente entre la unión de una pared con el techo, o justo en la mitad de la pared, actuando como separación. 

    La visión de una cornisa impacta por su sencillez y elegancia. Se puede colocar como pieza única dado que su tamaño es grande, o bien combinada con escocias, molduras y bordones de escayola.

    Eso sí, es importante que la cornisa guarde equilibrio con su entorno, teniendo en cuenta factores como el mobiliario, el tipo de vivienda, la amplitud, altura o estilo a la hora de escoger la cornisa más adecuada. De lo contrario, es muy probable que el resultado decorativo diste mucho de la idea que teníamos pensada. 

    Cómo elegir cornisas de escayola

    Al elegir cornisas de escayola influye enormemente el entorno en el que se vaya a colocar, ya que en función del espacio que tengamos disponible, así como de la decoración, podremos escoger diferentes tipos de cornisas: grandes, pequeñas, estrechas, anchas, lisas, adornadas, etc. 

    Uno de los factores más importantes al instalar cornisas de escayola es la altura del techo, así como la longitud de la pared, siendo recomendable utilizar cornisas de grandes dimensiones cuando los techos son altos, y pequeñas cuando la altura del techo no sea demasiado elevada.

    Colocación

    La colocación de cornisas de escayola es bastante sencilla, pero es importante ir con cuidado y disponer de los instrumentos necesarios. 

    Para instalar las cornisas utilizamos un pegamento que combina cola y escayola, que debe ser una mezcla homogénea de agua y cola, sin llegar a ser demasiado espesa ni líquida, ya que de lo contrario podríamos tener dificultades para pegar la cornisa y corregir la posición de la cornisa en caso de equivocarnos. 

    Antes de fijar las cornisas al techo es necesario trazar las líneas para el planteamiento, ya que de esta forma resultará más sencillo crear líneas rectas, respetando el perímetro de la habitación. 

    Cuando ya hayamos pegado las cornisas, hay que limpiar cualquier resto de cola y, posteriormente, hacer una masa de escayola para repasar las juntas y empalmes, y dejar que se seque por completo para evitar cualquier posible desperfecto. A partir de aquí, podremos comenzar a pintar sin problemas. 

    Ventajas de las paredes con cornisas

    Son muchas las ventajas de las paredes con cornisas de escayola, ya que mejoran enormemente la decoración de un espacio, mostrando un aspecto mucho más original, elegante y distinguido, que además sirve para apoyar la iluminación.

    La gran variedad de piezas disponibles es una de las principales ventajas de las cornisas, ya que existe todo tipo de cornisas lisas que se adaptan a las necesidades de cada espacio, pudiendo escoger una opción para todos los gustos.

    Otros elementos decorativos de escayola

    ¿Tienes alguna duda?

    ¡No te preocupes!

    Disponemos de un gran equipo dispuesto a asesorarte para encontrar el producto perfecto para ti.

    MARCAS

    × ¿Cómo puedo ayudarte?