Escayola y eficiencia energética

Rehabilitación de fachadas para mejorar la eficiencia energética

Cada vivienda va ligada al gasto energético ya que cuenta con una clasificación de eficiencia energética. Es decir, la cantidad de energía necesaria para mantener las condiciones idóneas en cuanto a temperatura o iluminación.

En otras palabras, la eficiencia energética en función de la optimización del uso de la energía, ya sea en instalaciones o en los diferentes aparatos eléctricos disponibles en la vivienda.

En este sentido, los materiales utilizados en la construcción o rehabilitación del espacio también cuentan para conseguir la mayor optimización en el consumo de energía. Así pues, los techos y las paredes obtienen una mayor relevancia a la hora de conseguir un bajo consumo.

El aislamiento para la eficiencia energética

Una reducción en el gasto energético es consecuencia directa de utilizar un buen aislamiento en el hogar, oficina o espacio. El estado en el que se encuentran algunos elementos es fundamental para conseguir la mejora de eficiencia energética.

¿Qué elementos son? Las ventanas y las puertas, principales componentes que sufren cambios y adaptaciones al rehabilitar una vivienda por ser la fuente por la que transcurre tanto el frío como el calor.

Le sigue la climatización en techos, paredes y suelos en pro de logar un rendimiento optimizado en todo el hogar o espacio habitado.

No tener un correcto aislamiento conlleva la pérdida de hasta un 30 % de energía. Actualizarse también es conseguir aislar la vivienda.

La escayola como aislante térmico

Existen diferentes sistemas que impermeabilizan los hogares, pero cabe destacar el uso de la escayola como la solución perfecta para obtener un aislamiento térmico eficaz. ¿Cómo?

El aire caliente tiende a subir hasta escaparse por el techo, perdiendo el calor generado ante la falta de solución aislante. Esta pérdida genera que se consuma un gasto energético elevado como consecuencia de las deficiencias en la instalación o construcción del espacio.

¿Cómo ayuda la escayola a la eficiencia energética?

La escayola es un material que cuenta con propiedades aislantes que contribuyen a reducir esta pérdida de aire generado, favoreciendo una mejora en la clasificación energética gracias a la estanqueidad del yeso frente al aire rompiendo el puente térmico.

Una de las soluciones que presenta la escayola es la construcción de falsos techos en las viviendas para conseguir un ahorro energético en el inmueble, pues entre el encofrado y el falso techo se puede insertar el material aislante.

Este componente, generalmente lana de vidrio, ayuda a evitar que la temperatura del espacio escape tanto en invierno como en verano.

En definitiva, la escayola se trata de un material que ofrece múltiples sistemas constructivos para conseguir un adecuado control climático en la construcción o rehabilitación.

El programa PREE. Programa de Rehabilitación

¿No conoces el programa PREE? Recientemente se ha publicado una actualización con el lanzamiento del PREE 5000: programa de ayudas a la rehabilitación energética de edificios existentes en municipios de hasta 5000 habitantes con el objetivo de impulsar la rehabilitación energética y la disminución del cosumo de energía final en el que los beneficiarios pueden aprovecharse de las subvenciones ofrecidas para tal efecto.

Descubre cómo Prefaes puede ayudarte

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: PREFAES, S.L..
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.